+ cositas sobre este proyecto...

Ramón contactó conmigo para que le ayudara a generar una nueva marca con la que poder presentarse en las reuniones que mantiene con posibles clientes tanto aquí en España como en China. Supuso todo un reto, como lo es cualquier proyecto a nivel internacional, pero también porque en este caso Ramón necesitaba una marca muy genérica que le permita expandir su negocio en un futuro.

Para este trabajo conté con la ayuda de la diseñadora Mónica Díaz. Juntas creamos la marca, partiendo de una tipografía de palo seco y generando un isologotipo de color bastante neutro.

Después diseñé la tarjeta de visita en formato 85x54mm e impresa 1+2 en papel reciclado Cyclus Print de 280gr.

Como finalmente el cliente necesitaba una página web presencial, contacté con mi compañera Carmen M. Rodrigo, que le dio forma a un website muy elegante y funcional.

Tags
Identidad corporativa